Ante el dolor

Nada ni nadie puede quitarte tu felicidad. 

La infelicidad no es algo que te ‘sucede’ a ti – ésta se encuentra en tu resistencia al momento presente, en tu desconexión del flujo de la vida. 

Cualesquiera que sean las circunstancias de tu vida, independientemente de lo ‘mal’ que se pongan las historias, siempre estás siendo invitado a bajar tu ritmo, a respirar, a dejar de intentar resolverlo todo, a salir de tus propias conclusiones acerca de mañana, a respirar de nuevo, a recordar tu simple presencia aquí y ahora, a permitir cada pensamiento, sensación, o emoción que se presente en este momento (o a permitir tu incapacidad de permitirlos), a permitir que se rompa tu corazón, a confiar en cada momento, a respirar de nuevo, a comenzar de nuevo, y a saber que nada ni nadie puede despojarte de tu felicidad. 

Jeff Foster

149327_618313781570161_1681189293_n

Cuando las circunstancias no son agradables, respiro.. dejo de tratar resolverlo todo..

vuelvo a respirar, como mi cuerpo me lo pide..

PERMITO QUE EL MOMENTO SEA COMO ES…

Nada puede quitarme mi felicidad..

Permito que el dolor “sea”..

Con la SEGURIDAD y CONFIANZA (que ya he aprendido) de que no puede despojarme de la FELICIDAD QUE YA HABITA EN MI..

Respiro…

Acojo lo que ES…

Confío…

Respiro… Me siento en mi hogar, con la respiración…

Todo está bien

 

2 thoughts on “Ante el dolor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s